Tam Castrillejo Photography

#NOTaninfluencer

Hace no mucho perdí mi primer “trabajo” (de manera oficial) a causa de mi número de seguidores.

Qué mundo este, no? Donde lo importante ha pasado a ser a cuánta gente llega un contenido, independientemente de la calidad del mismo. Que ojo, no digo que es que mi trabajo sea la ostia y me lo merezca todo, ni mucho menos. Pero es que es la primera vez que me responden que NO porque no tengo los seguidores necesarios, no soy lo suficiente INFLUENCER… Y vaya palabra fea, verdad? A mí es que me gustan palabras con más fuerza, impactantes, sonoras.. como “berberecho” o “sororidad”, por ejemplo, e independientemente de los significados sentimentaloides que meta cada uno a sus palabras elegidas (otra palabra que me gusta, Sentimentaloide)

Pero INFLUENCER? Qué palabra más fea y más vacía de significado. Y encima en inglés, como si no tuviéramos palabras suficientes en castellano.. En fin, que ahora que me lo utilizan como barrera, aún me gusta menos. He dicho.

Using Format